Seguinos en

Especiales

Los 39 años de la fantasía doble de John Lennon

El álbum, que salió al mercado sin fama y la obtuvo mediante uno de los eventos más lamentables de la historia de la música, cumple casi cuatro décadas.

Publicado

el

Con el nacimiento de su hijo Sean en 1975, Lennon dejaría de lado su carrera musical para centrarse en su vida familiar y personal; quería ver crecer a su hijo y retomar su relación perdida con Julian, su otro hijo. Fue en el verano de 1980, que tanto John como Yoko Ono se sentirían con fuerzas suficientes para volver al trabajo y comenzar a componer tras cinco años de inactividad musical y alejados de los estudios de grabación.
El ex Beatle había compuesto docenas de canciones a comienzos de agosto de ese mismo año, 1980, en un viaje en barco por las Islas Bermudas, temas más que suficientes para llenar el hueco de su nuevo álbum “Double Fantasy” e incluso de futuros proyectos: un segundo álbum, “Milk and Honey”, que entraría en la fase de ensayos cuando Lennon fue asesinado más adelante en el mes de diciembre.

El álbum en sí fue recibido con mucho interés, debido a su publicación tras un periodo de descanso en la carrera musical del británico. Aun así, las ventas no fueron del todo generosas: el disco debutó un 18 de noviembre en el puesto #27 en las listas británicas, alcanzando la siguiente semana el puesto #14.
La noche del 8 de diciembre de 1980, Mark David Chapman pidió un autógrafo a John Lennon, quien le firmó la portada de aquel disco. Más tarde, el hombre sería el autor del asesinato del músico a las puertas del edificio Dakota de Nueva York. Tras su muerte, Double Fantasy alcanzaría el puesto #1 en numerosos países y el reconocimiento de ‘disco del año 1981’.

Contiene 14 de los temas más conocidos de John Lennon, entre ellos “Watching the wheels”, “Beautiful boy”, “Woman” o “Dear Yoko” y forma parte de la lista Top 100 de los mejores discos de la historia. Fue remasterizado y relanzado hace 9 años en 2010.