Seguinos en

En Vivo

Bandalos Chinos lo hizo de nuevo

Con su último disco, BACH, aumentaron su convocatoria y eso se reflejó en otro sold out en Niceto el pasado jueves.

Publicado

el

Si hay una banda que no para de crecer es Bandalos Chinos. Vienen de girar por México y de recibir tres nominaciones a los Premios Gardel en las categorías Canción del Año, por “Vámonos de viaje”, Mejor Album Pop, por BACH y Mejor Nuevo Artista. El nuevo material les abrió puertas aquí y en el exterior, sumó público nuevo y los posicionó entre las mejores bandas de Latinoamérica en la actualidad. Por todo eso es que resultó lógico que el jueves 25 de abril tocaran el disco entero, acompañado por otras creaciones de años anteriores.

Fotos: Leandro Frutos


La encargada de abrir el recital fue Esmeralda Escalante, de Ainda Dúo. Sola en el escenario, con su voz, su Les Paul y un repertorio breve de canciones bellas. Fue una apertura relajada y muy disfrutable, que incluyó “Corazón Valiente”, de Gilda, en clave de vals.

Fotos: Leandro Frutos


Un par de minutos antes que los Bandalos suban al escenario suena “Amor Descartable”, de Virus. Cuando ves tantos millenials cantándola te das cuenta que es una canción que cruza décadas y que mantiene una vigencia estética y sonora. La banda integrada por Gregorio “Goyo” Degano (voz, synthes), Iñaki Colombo (guitarra), Tomás Verduga (guitarra), Nicolás Rodríguez del Pozo (bajo), Matías Verduga (batería) y Salvador Colombo (teclados, synthes) cuidó los detalles desde el comienzo hasta el final del show.
Los sonidos de “Ácido”, la canción que cierra BACH, nos dieron la bienvenida a otra fiesta para la chinada que colmó una vez más Niceto. Goyo apareció en escena con un mameluco azul brilloso que hace juego con su nuevo color de pelo y el pañuelo verde atado en el pasacintos, a la izquierda de su cintura. “El Verano”, de su ep En El Aire (2016) levantó el ritmo y generó los primeros pasos de baile en la pista colmada. Pasó un año desde que presentaron su nuevo disco, con función doble a lleno total también en Niceto. En ese momento ya sonaban como una gran banda, profesionales, ajustados, con buenos arreglos. Ok, esa banda genial de hace un año creció y hoy están mejor que nunca. Sin dudas son una de las propuestas más sólidas en vivo que hay en Argentina actualmente. Con un cancionero impecable y el trabajo detallista y profesional para mostrar de la mejor manera lo que hacen. Porque es así, esta banda trabaja de verdad y el resultado se ve en cada show.

Fotos: Leandro Frutos


Esmeralda Escalante se hace presente una vez más en el escenario. Esta vez para sumar su voz a “Demasiado”, una balada preciosa que canta a dúo con Goyo, acompañados por todo el público. En realidad el público cantó todos los temas de principio a fin. Lo cual quedó demostrado, por ejemplo, con tres canciones pop perfectas de su nueva cosecha como “El Club de la Montaña”, “Tema de Susana” y “Tu Órbita” con un cierre funkero, baile total y todo el mundo coreando la melodía de los vientos que estaban on fire. Épico.
Luego vino un pequeño break, durante el cual sonó la intro de saxo de “Los Languis” (versión del ep Languis de 1989), de Soda Stereo.

Vuelven al escenario con “Veccar”, otra de su ep En El Aire, y ese clima hipnótico in crescendo. “Vámonos de viaje”, con sus arreglos orientales y con Iñaki empuñando la acústica, es directamente un delirio generalizado. Un hitazo que dentro de muchos años se va a seguir escuchando y no va a perder vigencia. Otro momento donde se nota que lo que ya hacían muy bien hoy lo hacen aún mejor. Para bajar a tierra llegó el momento íntimo, casi de fogón, con “El Concierto”. Magia llevada adelante por Salvador, Iñaki y Goyo, los tres solos en el escenario y las luces muy bajas. Aunque su letra cierra con la frase “el concierto ya terminó”, Degano avisa “vamos a hacer unas cancioncitas más”. Y todo estalla con una intensa versión de “Nunca estuve acá”. Uno de esos momentos donde sabés que al recital le queda poco, pero te encantaría seguir una hora más. “Le quiero dedicar esta canción a mi abuela, que hoy es el cumpleaños y está por allá arriba”, dijo Goyo señalando el primer piso de Niceto, tan colmado como abajo. Todo el público le cantó el Feliz Cumpleaños a la abu y la banda se despachó con “Dije Tu Nombre”. Más baile que nunca en toda la noche, con Degano danzando por todo el escenario, con poses de diva y seduciendo al público. “Gracias a todos por venir. Estoy muy feliz de verdad. Gracias baaach!” fue la frase previa a una demoledora interpretación de “El Temblor” y todo estalló en un éxtasis de felicidad musical. La energía era la ideal para terminar viendo al cantante mosheando sobre el público que lo paseó por el lugar hasta devolverlo al escenario. Otro de los momentos épicos de la noche. Durante el saludo final, con los músicos abrazados en el centro del escenario, sonó la versión cuarteto de “Demasiado”.
Sin dudas Bandalos Chinos es una gran banda. Y tienen todo para seguir creciendo. Las caras de felicidad de la gente a la salida dan la pauta de que volverán a verlos en otros shows. Y traerán más gente, después de comentarles lo bueno que estuvo y “la próxima no te la podés perder”. Por delante tienen más fechas, otra gira por México cerca de fin de año y la idea de grabar un disco nuevo en Sonic Ranch con la producción de Adán Jodorowsky, tal como lo hicieron en BACH. Cuando una banda viene con este envión y haciendo las cosas tan bien el límite es el infinito.
 

Click para comentar

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *