Seguinos en

Especiales

Movimiento casual: El fútbol viste a la moda

Camperas Fila, Sergio Tachini, bufandas Burberry y zapatillas Adidas relucían en todas las canchas inglesas a principio de los 80: El movimiento Casual estaba naciendo.

Publicado

el

“Fue una de las más grandes culturas entre la juventud obrera que jamás haya existido. Sin embargo, la razón por la cual la prensa no se ocupó de ella, fue porque  su origen estaba  los campos de fútbol (dominio de la clase obrera) en lugar de las universidades o escuelas de arte”, dijo Paolo Hewitt, periodista inglés.
La historia del movimiento Casual podríamos situarla justo cuando los hinchas del Liverpool FC llegaron de Francia allá por el 77,  con una contundente victoria en la tercera ronda de la copa europea. Le habían ganado al St Etienne por 3 a uno; pero además de haber ganado el partido, habían descubierto, entre cerveza y cerveza,  las mejores tiendas de ropa de Francia. Y eso,  sería el punto de partida para que Inglaterra vea el nacimiento de esta nueva subcultura.  Los del Liverpool  no solo llegaban contentos por la victoria de su equipo, también traían el estilo que sería la envidia de todos.

La estética que adoptaron los del Liverpool impactó no solo entre las hinchadas inglesas, sino que además llegó hasta los hinchas del Aberdeen de Escocia y a otras ligas de Europa.  LACOSTE, BURBERRY, FILA, SERGIO TACCHINI, KAPPA, DIADORA, LOIS, LEVI’S, SLAZENGER, BENETTON, REEBOK, UMBRO, ADIDAS, CHEVIGNON y PUMA , eran algunas de las marcas favoritas, para más tarde sumar  a las filas las mega marcas de STONE ISLAND, CP COMPANY, HENRI LLOYD, BARBOUR, POLO RAPLH LAUREN, FJALLRAVEN, PAUL & SHARK, PAUL SMITH, LONSDALE, PRADA, ARMANI, FRED PERRY, KANGOL.

En 1981, el Liverpool  tuvo que volver a Francia para jugar la final de la copa de Europa contra el Real Madrid, y esta vez los hinchas viajaban  un poco más contento que de costumbre porque tenían el dato que  en la capital francesa existía una única tienda llamada Adidas center, tienda que supuestamente contaba con modelos exclusivos de la marca. Motivo doble de festejo para los fanáticos que querían volver a salir de shopping. Algunos libros del casualismo, -MUCHOS ESCRITOS POR EX HOOLIGHANS-  cuentan que los miles de hinchas del Liverpool que habían desembarcado en Francia estuvieron buscando la famosa tienda Adidas de la cual les habían hablado todo el fin de semana, pero sin ningún tipo de  éxito. Igualmente, los hinchas del Liverpool, ante la desilusión de no haber encontrado su santo grial, decidieron que no se iban a ir descalzos y,  volvieron a saquear algunas de las casas de deporte que ya habían visitado en su primera estadía en Francia. Obviamente, y no hace falta aclarar, estos muchachos no usaban efectivo ni tarjeta de crédito para comprar, su única moneda era el apriete, y después todos a correr. “Probablemente era solo un mito, no creo que existiera de verdad esa tienda”, recordaba Hooton, cantante de The Farm y miembro  vinculado al estilo Casual. “Eso sí, el lunes por la mañana todas las tiendas de París estaban cerradas o al menos tenían un policía en la puerta”, suma Hooton.
 

 
Algunos periodistas ingleses de la época dijeron que la forma de vestir casual se empezó  a usar para que los hoolingans  puedan pasar desapercibidos delante de la policía y así poder armar la fiesta de golpes que a ellos más le gustaba hacer. Al no tener el típico look de hincha de fútbol con la remera del club al cual adherían, se podían camuflajear entre la multitud de mejor manera.
El movimiento Casual fue quizás el más atípico de todos los que surgieron en Inglaterra, porque a diferencia de los Mods, Skin, Suedehead o Punk, estos no se desprendían de la música, sino que salían de las tribunas. Era la subcultura del futbol la que estaba predominando, y eso no solo descolocaba a la prensa, sino que también provocaba gran molestia.

Si queremos hacer un esfuerzo y  ligar a los Casuals con la música, o hablar de sus influencias a la hora de divertirse un sábado a la noche,   podemos nombrar el movimiento AcidHouse, el famoso Madchester y viajando un poco más en el tiempo, también  podríamos mencionar a  la popular banda de los Gallagher, Oasis.  “Mi estilo proviene del football y de toda esa escena casual”, dijo Liam Gallagher al DAILY MAIL, y también Noel Gallagher, se sumaba y  admitía haber sido parte del KIPPAX STAND en las gradas del viejo MAINE ROAD del Manchester City.
Actualmente la cultura Casual sigue vigente, a pesar de que los hooligans, quienes fueron los que se encargaron de llevar la bandera casual, ya casi no existen  en Inglaterra. Marcas como Stone Island, Peaceful Holingan y Marshall Artist mantienen el mismo espíritu y estética de aquellos años que hoy llevan las generaciones más jóvenes en UK.
“Lo elegante es lo que uno lleva. Lo que no es elegantes es lo que llevan los demás”, decía el conocido escritor y Dandy Oscar Wilde. Y parece que los Casual hinchas del Liverpool pensaban igual, sobre todo, después de haber conocido esas tiendas francesas que cambiaron la forma y el estilo de ir a ver un partido de fútbol en la Inglaterra de principio de los 80.

Acá, tres películas para entender el movimiento Casual:

  • The firm (Alan Clark), O también se puede ver la muy buena versión de The Firm dirigida por (Nick Love).
  • The football factory (Nick Love)
  • Awaydays (Pat Holden)

Click para comentar

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *