Seguinos en

Discos

“Heathen chemistry” cumplió 19 años

Repasamos las grandes canciones de esta placa.

Publicado

el

El 1 de julio de 2002 Oasis publicada su quinto álbum de estudio. Luego del experimental Standing on the shoulder of giants, la banda de los hermanos Gallagher volvía a ocupar el podio de los rankings británicos de la mano de cuatro hits poderosos.

The hindu times fue el primer corte de difusión que llegó en abril, antes del lanzamiento del disco. Los primeros segundos fueron suficientes para que los fanáticos tuvieran la certeza de que los mancunianos habían vuelto a sus orígenes. La guitarra de Noel marca con fuerza el ritmo mientras Liam canta “Creo que sí, tengo talento, tengo velocidad y camino en el aire.” El video capta al grupo tocando en un blanco y negro que reafirma su espíritu rockero.

Stop crying your heart out se divulgó en junio para convertirse, rápidamente, en un himno indiscutible de Oasis. Dueña de uno de los estribillos más emblemáticos del britpop, los Gallagher dejan ver su lado sensible y levantan como bandera la frase que sentencia “Toma lo que necesites y sé cómo tú eres. Y deja de hacer llorar a tu corazón.” El sencillo escaló hasta la segunda posición en el UK Singles Chart. El video, en el que la banda interpreta el tema filmada por un filtro sepia, narra la historia de una chica que se mueve por una ciudad vacía cuyos carteles están totalmente negros. A medida que avanza la canción, estos se tiñen del color del cielo. El sencillo escaló hasta la segunda posición en el UK Singles Chart.

Little by little comenzó a sonar en septiembre. Noel le pone voz a uno de los temas más esperados en los conciertos de Oasis. Prueba de esto es el registro del Live at Finsbury Park, presentación que quedó inmortalizada en 2002. La euforia masiva grita con tanta energía “Poco a poco tienes que darlo todo, toda tu vida” que lo convierte en su propio mantra. El single alcanzó el segundo puesto del UK Singles Chart.

Songbird se dio a conocer en febrero de 2003. Esta joya de clara inspiración beatlera se lleva el mérito de ser la segunda canción compuesta por Liam luego de Little James. En el clip, el menor de los Gallagher se anima a rasguear una melodía encantadora en la guitarra acústica mientras repite “Ella no es cualquiera” rodeado por el paisaje invernal del londinense Regent´s Park.

No hay dudas de que estas canciones renuevan año tras año el lugar que se ganaron en el corazón de los fans de Oasis.